El dolor de hombro puede aparecer en la propia articulación del hombro o en cualquiera de los numerosos músculos, ligamentos o tendones cercanos. El dolor de hombro que proviene de la articulación, por lo general, empeora con la actividad o el movimiento del brazo o del hombro.

Distintas enfermedades o trastornos que afectan las estructuras del tórax o el abdomen, por ejemplo enfermedad cardíaca o enfermedad de la vesícula, también pueden causar dolor de hombro. Al dolor de hombro que se origina en otra estructura se lo denomina «dolor referido». El dolor referido de hombro generalmente no empeora al mover el hombro.

Llama al 911 para obtener ayuda médica de urgencia

El dolor de hombro acompañado de dificultad para respirar o una sensación de presión en el pecho puede ser un síntoma de ataque cardíaco y requiere atención médica inmediata.

Busca atención médica inmediata

Pídele a alguien que te lleve a una clínica de atención inmediata o a una sala de urgencias si el dolor de hombro es producto de una lesión y está acompañado de lo siguiente:

  • Una articulación que parece deformada
  • Incapacidad de usar la articulación o de alejar el brazo del cuerpo
  • Dolor intenso
  • Hinchazón repentina

Programa una visita al consultorio

Pide una consulta con el médico si, además de dolor de hombro, tienes:

  • Hinchazón
  • Enrojecimiento
  • Sensibilidad y calor alrededor de la articulación

Cuidado personal

Para aliviar un dolor de hombro leve, puedes probar lo siguiente:

  • Analgésicos. Los analgésicos de venta libre, como el paracetamol (Tylenol y otros), el ibuprofeno (Advil, Motrin IB u otros) y el naproxeno sódico (Aleve) pueden ser de ayuda.
  • Descanso. Evita mover el hombro de un modo que cause o empeore el dolor.
  • Hielo. Ponte una compresa de hielo en el hombro dolorido durante unos 15 o 20 minutos, algunas veces en el día.

Con frecuencia, las medidas de cuidado personal y un poco de tiempo pueden ser todo lo necesario para aliviar el dolor de hombro.

April 20, 2019